domingo, 29 de julio de 2012

Jesús Marcos García - Masones de Montecristi



 V.H:. Jesús Marcos García Vázquez

Por Omar Rubio Álvarez
Secretario de la Comisión de Cultura
de la Fraternidad Palaceña.

“Todo lo que te viniere a la mano para hacer, hazlo según tus fuerzas; porque en el sepulcro, adonte tu vas, no hay obra, industria, ni ciencia, ni sabiduría”. Eclesiastes 9-10.

Hemos iniciado esta síntesis briográfica de un palaceño ilustre, con una cita bíblica profundamente realista en su sabiduría que exhorta a los hombres a movilizar todo su talento, energía positiva y conocimientos en pro de una humanidad cada vez más alta, más generosa y más libre; y uno de esos hombres, en el pequeño ámbito geográfico en que vivimos, lo es Jesús Marcos García Vázquez.

El texto de Salomón no puede ser más explícito en cuanto a su sentido temporal. El hombre debe ser una fuerza activa, movilizativa, dinámina, inteligente, de sólidas convicciones propias y no un ente pasivo, marginado, con las vulgares costumbres de vivir como un vegetal o como una criatura que pensara con el estómago o con el lado puramente material que transitoriamente el mundo ofrece.
Todo hombre debe dejar una huella visible en su paso por la tierra, y este es el caso de Jesús Marcos. El 11 de Octubre de 1967 ingresa en la masonería, con sólo 22 años de edad, e inicia una espiral ascendente dentro de su logia, historicamente de fuerte raigambre, que lo lleva a compenetrarse con los principales puestos oficiales hasta convertirse en Venerable Maestro de la Resp. y Meritoria Logia “Montecristi” entre el decenio de 1975 a 1985; altísima responsabilidad que ha ejecutado con cerebro y corazón por lo que los miembros de su augusto taller lo han confirmado como tal, salvo los años 1986, 1997 y 1998, hasta nuestros días.
Por su relevante diapasón de iniciativas de carácter institucional, recreativas, culturales y filosóficas ha sido designado como Diputado Gran Maestro de Distrito entre 1979 a 1994 y como Asesor Provincial del Gran Maestro de 1981 a 1983.
Numerosos y cargados de un profundo significado de homenaje cordial y franco han sido los honores que a este dinámico palaceño les han sido otorgados; como el muy apreciado Premio al Mérito Masónico (Alta Cámara) en 1991, ser Venerable Maestro Ad-Vitam de “Montecristi” (1978) y miembro de honor de tres meritorias logias de la nación.
Por su constancia en la investigación histórica ha logrado recopilar un voluminoso ensayo sobre su logia, desde su fundación en 1906, hasta nuestros días, que incluye un excelente cuerpo de síntesis biográficas sobre aquellos masones que han marcado su impronta en el decursar histórico de esta región.
Su contribución en la dirección organizativa de la provincia por zonas, su idea de que las logias celebrasen con fasto y solemnidad sus fiestas conmemorativas con la presencia del Gran Maestro, han contribuído a darle un especial relieve a la Masonería Pinareña.
A finales de la década de los años setenta, creó y echó a andar las denominadas “Embajadas Fraternales y Culturales de “Montecristi”, llevando las mismas al seno de muchas logias para mejorarlas cultural y fraternalmente. Posteriormente, durante su Asesoría Provincial y Gran Funcionario, realizó un gigantesco movimiento en toda la provincia pinareña que culminó en la “Antorcha de la Masonería Pinareña”, paseándose triunfalmente esta antorcha por todas las logias de Cuba.
El talento es un Don especial que nuestro Creador nos otorga gratuitamente y es deber humano utilizarlo plenamente. Explicar en detalle el abanico de actividades de índole variable que Jesús Marcos García ha dirigido en nuestro sociedad sería una extensión que este breve ensayo no admite por razones de espacio.
Bajo su égida se ha efectuado un avivamiento sin precedentes en cuanto al dinamismo que ha sabido proyectar en el seno de la Fraternidad Palaceña y que se ha materializado en un sinnúmero de exquisitos eventos culturales, recreativos, filosóficos y de carácter religioso. A su empeño se debe el mérito muy distinguido de aunar a todas las denominaciones religiosas, tradicionalmente antagónicas, en los Actos de Dar Gracias a Dios.
Uno de sus ensayos cuya temática versa en torno a la degradante magnitud de la difamación fue publicado por la Revista “Vitral”, el órgano de prensa más renombrado en nuestra patria.
Entre sus múltiples innovaciones dentro del ámbito de la masonería se destaca la redacción del Tratado Rectificador y Reflexionador del Credo Masónico, Juramentos Masónicos y Conducta a Observar”.
No podemos obviar el obsesivo amor que nuestro biografiado proyecta por su Logia “Montecristi”, uno de los templos masónicos más hermosos de la Isla, por su esplendoroso remozamiento ha poco realizado bajo su dirección. Esa belleza interna crea una atmósfera de plenitud y armonía que agrada al espíritu y que le recuerda implicitamente al masón su donaire y solemnidad visible para todo el pueblo que lo rodea.
Presidir y ministeriar son otros dones que realzan su personalidad. Con su iniciativa inspiradora de amor a la patria y a todas sus tradiciones nacionales, ha trabajado arduamente para agrupar como en una ferviente logia a los masones de “Montecristi” en la diáspora. Mancomunadamente con el VH:. Osvaldo Gotera, masón de extraordinarios kilates, se ha creado El Grupo Montecristi en el Exterior, que participa, valora y se proyecta en muchas de las direcciones de trabajo de la hoy Resp. y Meritoria Logia “Montecristi”.
Trabajador infatigable por la fraternidad en todas las esferas sociales. Mantiene reuniones periódicas con las direcciones de las demás logias fraternales que sesionan en el municipio. A instancias de él se ha creado la Fraternidad Palaceña y se ha dotado a la misma de una Comisión de Cultura, donde fue elegido su presidente. En cada trimestre se celebra, en una logia distinta, un encuentro artístico-cultural.
En sus ideas y trabajo de buscar el espacio social que nos pertenece ha inducido a la Logia “Montecristi”, en su condición de una sociedad con personalidad jurídica y social, a rendirles honores y reconocimiento a personas destacadas en el municipio; curas, monjas, médicos, etc., etc.
En este período de su veneratura (año 2002), se encuentra enfrascado en la construcción de los caneyes rústicos en el inmenso patio de “Montecristi” con el fin de crear y abrir el Club Masónico “Montecristi”, los sábados por la tarde y domingos. Ha adquirido equipos de audio para la logia, la ha remozado totalmente y la ha dotado de una excelente ventilación, gracias a la ayuda fraternal de los hermanos del exterior. Ha creado el Grupo Femenino de Apoyo a “Montecristi” (GRUFAM) y donde pueden pertenecer las esposas, viudas, madres e hijas de los miembros de la logia y se encuentra empeñado en la formación de un grupo de teatro.
En rescate a tradiciones culturales de nuestro pueblo, muy saludables y beneficiosas por cierto, todos los viernes en horas tempranas de la noche se dan cita en la confortable Biblioteca Dr. Pedro Morales Escobar de la Logia “Montecristi”, hermanos masones y jóvenes heraldos de la cultura para celebrar tertulias culturales, a instancias y promovidas por Jesús Marcos García.
Hemos apreciado someramente la creciente espiral de una personalidad, que en una sociedad abierta a todas sus posibilidades socio-culturales, podría deslumbrarnos con excitantes y novedosos proyectos participativos. Rogamos a nuestro Creador que él encuentre el espacio vital propicio para que continue su permanente ebullición intelectual.


Por: Omar Rubio Alvarez
Secretario de la Comisión de Cultura
de la Fraternidad Palaceña.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.